DataPortuaria

La industria automovilística alemana apuesta por el hidrógeno

Además de producir autos eléctricos, BMW y Audi están desarrollando prototipos de hidrógeno.

En la renovada lucha contra el cambio climático, la descarbonización del transporte es un paso fundamental para alcanzar el objetivo de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero.

Para lograrlo, la mayoría de las compañías automotrices están apostando por los autos eléctricos. Sin embargo, los gigantes alemanes del rubro también tienen otros planes. Recientemente, las empresas BMW y Audi anunciaron que, además de autos eléctricos, están desarrollando prototipos con celdas de combustible de hidrógeno.

En pocas palabras, el hidrógeno, un tema que ya hemos tratado en este portal, es un elemento químico que tiene tres veces más energía que la gasolina, pero, a diferencia de esta, es una fuente de energía limpia, puesto que no produce dióxido de carbono, liberando únicamente vapor de agua.

Gracias a un aparato llamado electrolizador, que utiliza energía eléctrica, el agua se divida en hidrógeno y oxígeno. El resultado es el famoso “hidrógeno verde”, el cual es 100% sostenible.

Estas empresas ya están invirtiendo miles de millones de dólares en combustible de hidrógeno y, en el caso de BMW, está diagramando un camino hacia un modelo de mercado masivo para alrededor de 2030. Además, la compañía también está analizando cambiar las políticas de hidrógeno en Europa y China, los mercados de automóviles más grandes del mundo.

Actualmente, la empresa con sede en Múnich ha desarrollado un prototipo de automóvil de hidrógeno basado en su BMW X5 SUV, un proyecto ya financiado en parte por el gobierno alemán. En este sentido, Jürgen Guldner, vicepresidente de la compañía, dijo que planean construir una flota de prueba de cerca de 100 automóviles en 2022.

Sin embargo, desde BMW se encargaron de aclarar que los autos de hidrógeno eran “complementarios” a su futura gama de modelos eléctricos de batería, proporcionando una alternativa para los clientes que no pueden cargar en casa o quieren viajar largas distancias.

Por su parte, Audi, de Volkswagen, dijo que un equipo de más de 100 mecánicos e ingenieros está investigando las celdas de combustible de hidrógeno en nombre de todo el grupo Volkswagen y que ya habían construido algunos prototipos de autos.

Sin embargo, la tecnología de celdas de combustible, donde el hidrógeno pasa a través de un catalizador y produce electricidad, es por ahora demasiado costosa para los automóviles de consumo masivo. 

Por ello, las compañías alemanas necesitarán que la Unión Europea les dé un impulso. En este sentido, la UE ya anunció que construirá más estaciones de servicio de hidrógeno para vehículos comerciales y comenzará a impulsar automóviles de pasajeros de hidrógeno en dos o tres años.

Compartí en las redes sociales

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Recibi las noticias más importantes en tu casilla de mail